Calendario Hebreo

 

Una de las civilizaciones más antiguas con las que se puede reseñar la historia de la humanidad, es definitivamente la Hebrea. Se trata de un pueblo con una basta historia acompañada de un muy importante legado cultural en el cual se puede ubicar su calendario, vigente y muy respetado por este gran pueblo hasta el día de hoy.

Los hebreos al igual que el resto de los pueblos modernos y civilizados miden el tiempo a través del uso del calendario gregroriano, sin embargo, las celebraciones relacionadas con su estrecha relación con los acontecimientos bíblicos, hacen mención de su propio calnedario, el cual, hasta el día de hoy se respeta con rigor.

Cuando hablamos del hebreo, nos referimos a un calendario unisolar, esto quiere decir que se basa tanto en el ciclo de la tierra como en el del sol y también en la luna, al rodear la tierra. En este sentido, las festividades judías fueron concluidas por algunos sabios y entendidos en la materia cerca del año 359.

El calendario del pueblo de Israel se basa en un complejo algoritmo, que permite predecir las fechas aproximadas de eventos como la luna nueva, las estaciones del año ( basándose en cálculos matemáticos y astronómicos) prescindiendo de métodos únicamente empíricos.

Como dato curioso podemos decir que en su compleja concepción solar y lunar este es un calendario que se asemeja al chino; esto no significa que uno tenga influencia sobre el otro y mucho menos, sólo se trata de una simple coincidencia aleatoria.

El calendario judaico comienza con la Génesis del mundo y lo que aconteció según lo indican las sagradas escrituras. Como otro datos particular e informativo, hemos de añadir que el año gregoriano de 2015 equivale al año hebreo de 5776 que comenzó el 25 de septiembre de 2014 y finalizó el 13 de septiembre de 2015.

Se trata de un calendario que contiene generalmente 12 meses, cada uno conformado por 29 días y 6 meses de compuestos por 30 días para un total de 354 días. Esta particularidad se debe a que el gregoriano se rige por la órbita lunar que tiene una duración de 29, 5 días; no obstante en las distintas variantes del Hebreo en algunas ocasiones el año podría tener 353 o 355 días respectivamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *